Páginas

jueves, 29 de marzo de 2012

Huelga general ¿para qué? Como no sea para

que los apoltronados de los sindicatos enseñen los dientes, que no los pobres sindicalistas de a pie, a los que respeto y apoyo. Porque para otra cosa no sirve. Y lo digo desde la repulsión que siento a la política de derechas del Gobierno actual, y desde mi pleno rechazo a la reforma laboral que nos han hecho.

Si tuviéramos sindicatos y partidos politicos en la oposición fuertes, aún podría creer que las manifestaciones de hoy, los piquetes de trabajadores, los empleados que van a dejar de cobrar 50, 80, 100 euros por adherirse a la huelga serviría  de algo, pero, llámame descreída, a estas alturas de mi vida estoy convencida de que, con nuestro bolsillo, lo único que hacemos en esta huelga es tocar la música para que los apoltronados, sus secuaces y sus contrincantes sigan danzando en perfecta armonía.

¿Queremos escapar del rodillo neocapitalista que nos aplasta? Paremos España. Pero parémosla de verdad. Empecemos hoy una huelga general y no volvamos a levantar las persianas hasta que los que quieren ahogarnos y quitarnos todos los beneficios sociales que tanto nos ha costado conseguir den un paso atrás al demostrarles que la unión sigue haciendo la fuerza. Sufriremos, pero la victoria sería más que probable. Eso sí, tenemos que estar dispuestos a abandonar este estilo de vida nuestro tan acomodado al que nos hemos acostumbrado tan rápido. 

viernes, 23 de marzo de 2012

Hay niños que conocen el lado oscuro de la vida

demasiado pronto. Ninguna criatura debería sufrir malos tratos, violencia, abandono, pero por desgracia pasa en más ocasiones de las que pensamos y justo al lado de casa.
La Fundación Arsis, vieja y estimada conocida mía, trabaja para mejorar la vida y la dignidad de las personas. Uno de sus programas es el Servicio de Atención a la Infancia (SAI), que opera en Poble Nou (Barcelona).
El SAI proporciona de forma gratuita atención psicológica semanal a niños que han padecido maltratos y abusos en el hogar. La psicóloga les ofrece un espacio donde se sienten escuchados, respetados y queridos, y pueden empezar a superar el trauma. 

Ahora mismo, por falta de fondos, tienen muchos niños en lista de espera, una espera que sólo sirve para socavar la poca estima que les quedan a estas criaturas.
En Arsis han tenido la buena idea de utilizar a Teaming.net, un servicio de micro-donaciones. Puedes participar con 1 euro al mes y la inscripción es súper fácil. Tendrás que dar tu cuenta bancaria y ellos se encargarán de descontarte sólo un euro mensual con total seguridad.

No podemos cambiar lo que estos niños han vivido, pero si podemos colaborar para que puedan un presente y un futuro digno. 
Te propongo que participes, te propongo que corras la voz entre tu gente para que haya la máxima difusión. Te propongo que colabores en mejorar la vida de las personas aquí, en tu tierra. 

Para participar, entra en este enlace y únete al grupo de las personas que creemos que si todos empujamos en la misma dirección viviremos mejor.




martes, 20 de marzo de 2012

En 1963 pasaron cosas interesantes. JFK

pronunció su famoso Ich bin ein Berliner, Martin Luther King tuvo un sueño, Laurence de Arabia ganaba el Óscar a la mejor película, el argentino Luís Aguilé salía de Cuba, Salomé gana el V Festival de la canción mediterránea con Se'n va anar y un 21 de marzo, tras 29 años en activo, el gobierno de Estados Unidos cerró la prisión de Alcatraz, justo un día después de que yo decidiera nacer.
1963 fue un año bastante bueno, ¿verdad?



lunes, 19 de marzo de 2012

Tengo un perfil público la mar de mono en

http://dooid.me/amparobernad. He tardado cinco minutos en hacerlo y es una buena forma de mantener los perfiles personales en un mismo lugar, para actualizar en un solo lugar.
También me puedo bajar la VCard, así que ¡miel sobre hojuelas!

Si quieres hacerte uno para ti, entra en http://dooid.me Con las opciones gratuitas tendrás de sobra.




miércoles, 7 de marzo de 2012

Algunas editoriales son miopes, y luego se

quejan de que sus libros corran libres por la red y ellos no ganen un céntimo. Y ahora, deja que te explique esta afirmación tan categórica.

Hoy he comprado en Casa del Libro El lector de Julio Verne, el libro que sigue a Inés y la alegría de Almudena Grandes. He tenido que quedármelo en papel porque Tusquets no ha sacado edición digital. ¿Por qué? He dejado la pregunta en el Twitter de la editorial. Si me responden te lo cuento.

Podría haber esperado un par de días a que corra por la red y bajármelo, como he hecho con otros títulos, pero esta vez he creído que merecía la pena comprarlo. Si Tusquets lo hubiera puesto a la venta también en digital me hubiera ahorrado tiempo de espera y ahora, en vez de escribir esta reflexión estaría en el sofá devorando páginas. También me hubiera evitado ocupar más espacio en la estantería y quitarle el polvo más adelante, pero no ha sido así. Y no lo entiendo. Claro que publicar en digital también tiene un coste, conozco los procesos editoriales, pero no acabo de captar porqué una empresa como Tusquets, tan visionarios para sus libros, deja escapar la oportunidad de comercializar un artículo en el canal que será líder en menos que canta un gallo.

Editorial, seas cual seas, por muchas vueltas que le des, si a la vez no publicas en digital estás perdiendo ventas. Insisto en mi teoría para el nuevo paradigma de la industria cultural: calidad +  buena política de precios + multi distribución y ¡a vivir! Todo el resto --que si piratas, que si ladrones, que si "dejaremos de escribir", que si los costes de los servidores... -- sólo son reticencias inútiles y no aceptar que el mundo ha avanzado y no volverá atrás. O subís y participáis, o no os quejéis cuando os bajen. Y que conste que mi corazón está con vosotros, aunque lamente que os cuesta entender el cambio de paradigma.