Páginas

viernes, 26 de septiembre de 2008

Miguel Sebastián está que se sale. Desde que

perdió la silla en la carrera por la alcaldía de Madrid y le ascendieron a Ministro de Industria, no para de arrojar propuestas. Quien dice arrojar, dice vomitar.

Primero fueron las dos bombillas de bajo consumo que nos va a enviar a casa. 150 millones de euros cuesta la broma. Estoy por escribirle al Congreso y decirle que lo que cuestan mis dos bombillas me lo de en dinerito y ya me alumbraré con velas del chino, mientras no me den el subsidio de la Ley de Dependencia (¡última noticia!: pueden tardar más de un año en empezar a ingresarme dinero!)

La "sebastianada" de hoy también es buena. El hombre va al Senado y se ve que tenía que decir algo de la crisis. Y como estamos acabando septiembre y en dos días (tiempo real comprobado) nos cuelgan las luces de Navidad, va y sugiere que este año los españoles compren juguetes autóctonos para Reyes.

Intuyo la Fuerza en su gestión. Debe ser por eso que no entiendo ni que su ministerio gaste de nuestro dinero 150 millones de euros en bombillas para todos (en pesetas, una burrada) ni que nos aliente a consumir producto patrio. ¿Esto no es autarquía? ¿Y no es la autarquía una tontada más que una solución? No entiendo mucho de economia, pero si lo de los juguetes se parece a lo de las bombillas, intuyo por donde la propuesta.

Moraleja de la reflexión de hoy: Éste lumbreras es ministro y yo estoy en paro.

1 comentario:

Raquel dijo...

Ole!!!
Nunca mejor dicho Amparo, lo mismo estaba pensando yo... que suerte tienen algunos... A lo mejor, gracias a las bombillas se ha iluminado con la nueva propuesta. Y esperate antes de reyes lo que soltará....
Bueno muxos ánimos con la búsqueda y espero y deseo q encuentres algo q realmente sea bueno para ti, mami.
TQM. Bss.
Raquel.