Páginas

miércoles, 28 de marzo de 2007

Me gustan los libros, eso no es ninguna novedad. Y el

cine, el teatro, la música, vamos, cualquier cosa que alimente el espíritu. Y como también tenía ganas de participar en un bloc comunitario, invité a Roser, a Eva y a Duaita a escribir a ocho manos un bloc donde comentarnos libros. No es una idea de genio de la lámpara, sino un rincón donde encontrarnos en cyber y charlar sobre algo que nos haya gustado, o no. Iremos publicando con la calma, en la medida en que queramos, sin obligaciones, como cada una publica hoy en día su propio bloc.

El nuevo bloc se llama "
Interletraje". Por nada en especial, si no es porque soy la pus con los títulos. Bueno, y porque la palabra está relacionada con aquellos tiempos románticos de tipos fundidos, cajistas que sabían leer al revés y dedos manchados de tinta fresca.

Para mi, la lectura de un libro que me atrapa es como enamorarme: sólo deseo estar a solas con él. Si lo logro, la emoción va en aumento hasta que se mezcla con ese momento agridulce en que sabes que se va a acabar y aún y así sigues hasta el final. Y al terminar, cuando el libro ha valido la pena, necesito estar un par de días sin leer nada más, desanimada al creer que nunca más voy a leer un libro que me produzca esas sensaciones. Menos mal que me puede la curiosidad y no suele tardar en saltar a mis brazos otro libro, y otro y así hasta que siento que sólo deseo estar a solas con uno en concreto. Y vuelta a empezar. Es bastante parecido al placer infinito.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Te estás superando con los mandalas. Este es precioso!
:) duaita