Páginas

viernes, 29 de junio de 2007

Menta no sobrevivió a la última invasión de lupus

y ayer la tiré a la basura. Lástima, porque podría haber sido una buena planta. Voy a intentarlo otra vez porque poniendo a reciclar las revistas que guardo para leer (y nunca leo) encontré el sobre con semillas de algo que nos envió el Ayuntamiento a los ciudadanos hace un par de meses o tres. ¿Las semillas caducan? Ya verás, mi manía de plantar de todo un día me llevará a mimar una planta carnívora sin saberlo, o una enredadera que crecerá hasta más allá de las nubes y me arrastrará hacia Dorothy. O hacia el gigante.



4 comentarios:

Anónimo dijo...

Snifff... mi te enviudó antes del matrimonio... Snifff
:-( la dui

Gonzalo Del Rosario dijo...

Yo tuve una plantita llamada Kany "la semillita" de Cannabis . . . pero luego murió.

Amparo dijo...

No puedo tener cerca nada que se fume :-( aunque dudo que mi ayuntamiento reparta María (sabiéndolo, que sin tener ni idea ya podría ser... )

ratones somos todos dijo...

A mi las plantas se me mueren todas, todas, mas que nada que me olvido quee stán ahí y luego me siento remal. Conexión nula vamos

El Mago de Oz! Me encanta algo concreto del Mago de Oz, cuando Dorothy choca tres veces los talones de los pies y se dice "quiero volver a Kansas" ¿te imaginas que funcionase? y se va una de los lugares así?
es una tontería pero me encanta